El encuentro “Madres y emprendedoras”, que difundió las experiencias de Mujeres valientes que se animaron a pelear por sus sueños y los alcanzaron.

La charla formó parte del ciclo Protagonistas, que apunta a fortalecer el diálogo con la comunidad

En el marco del ciclo cultural “Espacio de Encuentro” que organiza el Concejo Deliberante de San Isidro, se desarrolló el encuentro “Madres y emprendedoras”, que difundió las experiencias de Mujeres valientes que se animaron a pelear por sus sueños.

La jornada, que formó parte del ciclo Protagonistas, se planteó como una charla abierta para la comunidad y contó con tres emprendedoras por excelencia: Belu Moroni, Beta Suárez y Maqui Etchegaray

“Es un placer tener hoy acá a estas mujeres que comparten un propósito común y que no es otro que la búsqueda de la felicidad”, expresó la vicepresidenta del HCD de San Isidro, Rosalía Fucello, quien es impulsora de estos encuentros semanales.

El presidente del HCD de San Isidro estuvo presente en el encuentro

“Madres y emprendedoras” contó con la presencia del presidente del HCD de San Isidro, Andrés Rolón y la concejal Gabriela Martínez.

 “Ahora el rol de la Mujer ha cambiado y eso nos obliga a modificar nuestra manera de pensar. A parte de eso, la mujer nunca dejará de ser un sostén básico en toda familia”, expresó Rolón ante un recinto colmado de vecinos.

En poco más de una hora, las invitadas relataron sus experiencias y proyectos y explicaron cómo encontraron el equilibrio entre su vida personal y su emprendimiento.

Belu Moroni empezó su emprendimiento en una reunión de amigas en su casa. Actualmente, tras cuatro años de trabajo, planea llevar a Paris su universo Warmichella, que ofrece moda y artesanías autóctonas.

“Aconsejo a todo aquel que vaya a afrontar un emprendimiento que desde el primer momento sea ordenado y que sepa valorar su trabajo”, advirtió la licenciada en Comunicación.

Beta Suárez aconsejó a las nuevas emprendedoras que se formen

Beta Suárez, una de las primeras bloggers del país, dejó un mensaje claro: “Lo importante es no dejar de trabajar y formarse constantemente. Ser emprendedor es una actitud. Ahora mismo, ser proactivos y creativos es lo más buscado por las empresas”.

Por su parte, Maqui Etchegaray, curadora literaria y councelor de libros, valoró el aporte de los suyos: “Si uno no tiene a la familia y amigos que lo apoyen, no puede tener un emprendimiento. Mis hijos me acompañan un montón a la librería, les encanta. No hay que subestimar a los chicos, ellos saben perfectamente cuáles son los libros que les gustan”.

La  tarde concluyó con una ronda de preguntas por parte del público que incluso, como en caso de la venezolana y también emprendedora Elizabeth Giménez, también pudieron mostrar a los presentes, algunos de sus productos.

Atrás